(+34) 93 222 51 00 info@ondasdechoque.es

Pseudoartrosis

Aplicaciones de la terapia con Ondas de Choque en lesiones del Sistema Osteomuscular
Desde la introducción hace mas de 15 años, de la terapia con Ondas de Choque (ESWT, del inglés “Extracorporeal Shock Wave Treatment”) para tratar lesiones osteomusculares, el número de patologías para las que se demuestra clínicamente su efectividad no ha parado de crecer, tanto para patologías de los huesos, como patologías de partes blandas.

En general, en trastornos subagudos y crónicos, el Tratamiento con Ondas de Choque estimula la reiniciación de procesos de curación estancados, lo cual provoca una remodelación y por lo tanto promueve la curación, mientras que en trastornos agudos, el tratamiento con Ondas de Choque inicia una fase de curación más rápida y efectiva.

Entre las ventajas del tratamiento con Ondas de Choque encontramos: la no necesidad de intervención quirúrgica, la seguridad y la eficacia. Comparado con una cirugía, los costes de la terapia con Ondas de Choque son muy inferiores (El 30% del total según la ISMST).

Z
1. Información general

La pseudoartrosis o retraso de consolidación de una fractura de hueso debería tratarse, en primera opción, con Ondas de Choque de alta energía, tal y como recomienda la propia International Society for Medical Shockwave Treatment por las importantes ventajas para el paciente, que evita una intervención quirúrgica, el post-operatorio, la posibilidad de complicaciones durante o posterior a la intervención, la pérdida de sangre, y tiene una recuperación mucho más rápida y fácil. Además, el sistema sanitario tiene un importante ahorro económico (hasta el 70% de ahorro) que supone un tratamiento extracorpóreo, sin necesidad de ningún tipo de cirugía, reduciendo el riesgo de complicaciones o infecciones posteriores, reduciendo significativamente el número de días de hospitalización y de recuperación.

Normalmente se necesita anestesia local o sedación, en función de la tolerancia al tratamiento con Ondas de Choque del paciente.

2. Preparación de la zona

Después de haber determinado la zona de tratamiento utilizando los procedimientos de diagnóstico estándar, hay que seguir los siguientes pasos:

  1. Localizar la zona de tratamiento por radiografía, ecografía o palpación.
  2. Depilar el pelo, en caso necesario, para evitar burbujas de aire en la zona de acoplamiento de la herida.
  3. Medir la profundidad de la zona afectada y ajuste la presión de la membrana según convenga.
  4. Utilizar marcas en la piel tal como se describe en el manual del usuario del aparato.
  5. Aplicar la cantidad necesaria de gel para ultrasonidos sin burbujas y empiece la terapia.
3. Protocolo de tratamiento

Las Ondas de Choque deben aplicarse a la brecha de la fractura de una a varias direcciones cubriendo la totalidad de la brecha. La máquina de Ondas de Choque y su aplicador debe seleccionarse y regularse de acuerdo con la profundidad de penetración deseada. Marque la brecha de la fractura con un bolígrafo biocompatible con ayuda de la radiografía y aplique el tratamiento con ondas de choque a lo largo de la línea marcada. Las pseudoartrosis o retrasos de consolidación requieren inmovilización como la necesaria para fracturas de hueso frescas.

El tratamiento de las indicaciones del hueso requiere una energía más alta y por lo tanto aparatos más grandes. Para estas indicaciones recomendamos el uso del aparato de Ondas de Choque orthogold280®.

La tasa de éxito general media para las indicaciones de hueso utilizando el orthogold100® es del 65% en comparación con el 80% con el orthogold280®.

En caso de estar interesado en tratar pseudoartrosis de huesos largos con Ondas de Choque, póngase en contacto con nosotros.

Pseudoartrosis

By Lindsaydavidson (Own work) [GFDL or CC BY 3.0], via Wikimedia Commons

Dispositivo recomendado:

orthogold280

El dispositivo orthogold280® es un generador de Ondas de Choque Electrohidráulico de alta intensidad, concebido para hospitales, centros de medicina deportiva y de traumatología, cubre un espectro de aplicaciones extremadamente amplio, que aumenta a medida que se demuestra la efectividad de este tipo de terapia.

El orthogold280® está indicado para tratamientos con Ondas de Choque de alta o baja energía, y su gran profundidad de penetración (hasta 75mm) asegura el éxito incluso en tratamientos de afecciones complicadas, convirtiéndose en una alternativa efectiva y económica a la cirugía u otros tratamientos dolorosos.

Otros dispositivos recomendados:

orthogold100

El dispositivo orthogold100® pone al alcance de traumatólogos, reumatólogos, rehabilitadores y fisioterapeutas, la bio-ingenieria y eficiencia demostrada de las Ondas de Choque Electrohidráulicas.

Con su diseño compacto y moderno el orthogold100® es especialmente adecuado para la aplicación móvil en consultas y hospitales. Los aplicadores se caracterizan por su ergonomía y su bajo peso, garantizando al usuario un trabajo agradable. Compuesto por materiales de gran calidad y alta tecnología MTS avanzada, el orthogold100® es un plus para toda consulta.